En todo el país se llevaron a cabo manifestaciones de motociclistas que se oponen al casco y al chaleco rotulado, y San Juan no fue la excepción. Minutos después de las 17, unos 250 manifestantes se concentraron en el Parque y desde allí arrancaron a marchar por el centro sanjuanino. Con sus motos, los movilizantes fueron por Avenida Libertador hasta calle Mendoza, regresaron por Ignacio de la Roza hasta Las Heras, para ir rumbo a la intersección con Libertador, donde finalizó el recorrido.

 

La protesta surgió luego de que se conociera que en breve el Gobierno nacional anunciará que en unos 90 días los motociclistas estarán obligados a llevar la patente del rodado impresa o grabada en el casco, tanto del conductor como del acompañante, al tiempo que este último, además, deberá utilizar un chaleco reflectante con el dominio.

 

Los motociclistas locales mostraron su disconformidad con cánticos, aplausos y carteles. "Las personas no se patentan" rezaba uno de los letreros que llevaron los manifestantes. "Andar en moto no nos hace motochorro", decía otro.

 

Los manifestantes coincidieron en que "no concordamos en que se trata de una ley carente de sentido práctico, que solo va a generar inconvenientes a ciudadanos comunes que utilizan motos como medio de movilidad. Proveen al motochorro de una herramienta para camuflar su accionar delictivo, ya que si no es aprehendido sólo queda la referencia de la patente falsa, que puede ser la de cualquier dueño de un moto vehículo en regla".

 

Habrá que ver si el Gobierno da marcha atrás. Por lo pronto, los motociclistas ya mostraron su postura.