La falta es considerada “gravísima”, según el reglamento interno de la escuela, y tiene dos tipos de sanción: la separación temporal o la expulsión. Los cinco alumnos que se filmaron bailando dentro del aula y junto a un caja de vino tinto y que causó revuelo en las redes sociales ya saben el rango del castigo que recibirán.

De todas formas, fuentes calificadas del Colegio Superior Nro. 1 de Rawson anunciaron que la sanción no llegará a la máxima pena, pues la idea es que los jóvenes puedan aprender del error, además de que son estudiantes con legajos impecables y de buen rendimiento académico. Ayer los chicos admitieron el hecho y se mostraron arrepentidos, al punto que algunos se quebraron en llantos.

El video, de acuerdo a lo que indicaron los estudiantes, fue filmado durante un recreo del 6to 2da de Humanidades y luego de un módulo libre. En un armario encontraron un tetra brick de vino tinto que, aparentemente, estaba allí desde el año pasado y luego de un trabajo práctico del Profesorado de Tecnología. Los cinco estudiantes, pues otros estaban en el patio y hay unos en el aula que no intervienen, se grabaron bailando cumbia y con el tetra brick en primer plano.

Luego, una alumna levanta el envase del banco mientras que quien filma le advierte: “Tiene, tiene” (en referencia a que no estaba vacío). Ninguno, durante la filmación, bebe el vino.

Luego subieron el video a la cuenta de Instagram del curso, que tiene perfil privado. Sin embargo, aparentemente alguien lo filtró y lo hizo público, por lo que rápidamente se viralizó en las redes sociales.

 



Ayer, todo el curso y las autoridades escolares tuvieron una reunión. Entonces, los cinco alumnos asumieron la responsabilidad y aclararon que no tomaron ni una gota de alcohol y que filmaron el video como una picardía.

Sin embargo, el video generó un escándalo que llegó incluso hasta medios nacionales y el ministro de Educación, Felipe de los Ríos, calificó el hecho de “grave” (ver aparte). De acuerdo al reglamento de convivencia de la escuela, las faltas gravísimas son “aquellas actitudes y comportamientos que atenten contra las buenas costumbres, la integridad física o psíquica propia o de otros miembros de la comunidad, los fines o valores de la institución”. Y sanciona con la separación temporal o definitiva, es decir, la expulsión.

Los padres de los cinco estudiantes involucrados serán citados hoy, mientras que mañana se reunirá el Consejo Escolar del colegio, conformado por los responsables de los 11 gabinetes de la escuela, el profesor asesor del curso y los directivos. De esa reunión saldrá el castigo de los alumnos del video que, aunque será ejemplificador, de acuerdo a las fuentes consultadas no llegará a la expulsión. Ninguno de los estudiantes involucrados tiene antecedentes disciplinarios.

 

No midieron consecuencias

Lucía Ortiz / Rectora Colegio Superior Nº1

 


“Ellos reconocieron que se equivocaron y que no pensaron nunca que su acción iba a impactar tanto, es decir, no midieron consecuencias. Como institución educativa debemos trabajar para que reconozcan el error y que asuman la responsabilidad de esos actos, que entiendan que sus acciones afectan a los demás dentro de una sociedad.

Hay 1.167 alumnos en el colegio y tenemos padres de los chicos que están enojados porque entienden que por 5 alumnos quedaron todos afectados. A la hora de tomar una decisión hay que tener en cuenta qué piensa todo el alumnado y qué piensan también todos esos padres“.

 

Crítica del ministro de Educación

El ministro de Educación de la provincia, Felipe de los Ríos, se mostró crítico con el accionar de los chicos del video del Colegio Superior Nro. 1, de Rawson. ‘Es inadmisible, grave y será la escuela la que tome las medidas de sanción que correspondan‘, apuntó el funcionario. 

‘Me parece doblemente grave el hecho porque transgredieron las reglas del aula y subieron la apuesta poniéndolo en redes sociales‘, afirmó.