Jeffrey Marcus Oshins actualmente tiene 73 años y es uno de los ex hippies que cuenta la aventura que encaró cuando tenía 24 años, y esta vez lo hace en castellano a través de su libro "Hippies en los Andes". Allí relata historias del viaje de tres amigos que recorrieron en plena década del setenta desde California a Buenos Aires para visitar a Felipe Jolly Luque, un amigo argentino. Los hippies viajeros, además de Jeffrey, son Jeremy Gold y Jonathan Klontz, todos estadounidenses.

Después de 49 años los hippies regresaron a Buenos Aires para publicar la traducción al español del libro y rememorar sus anécdotas.

El texto describe el abismo cultural entre los Estados Unidos y América latina en tiempos en que la población nativa se encontraba excluida de la sociedad moderna y militares asesinaban a los jóvenes que se les oponían. Aparentemente ajenos a los peligros que constantemente los acechaban, tres hippies encontraron un período de libertad pura en América del Sur.

En el libro, Oshins relata sus pasos por Quito, Lima, Cuzco/Machu Pichu, el altiplano, La Paz, Buenos Aires y Santiago de Chile; pueblos pequeños y aldeas, culturas locales y paisajes quedados en el tiempo desde principios del siglo XX. En ese trayecto, conocen a muchas personas: estudiantes que huyen de los militares chilenos hasta contrabandistas y hombres de negocios que los abastecen de algunos vicios. 

Los contrabandistas los abandonaron en los altos Andes por la noche en invierno. Tocó música con un traficante de cocaína peruano en Cuzco, fue asaltado por la policía en Bogotá y convivió con estudiantes que huyeron del régimen de Pinochet. Fue detenido en Chile por portación de marihuana, y consiguió ser liberado tocando su guitarra para la policía.


El cruce de la cordillera

Una verdadera aventura que con el tiempo va ganando más fuerza aún. En uno de los relatos cuenta que transcurría el año 1974 después de 3 meses de viaje a través de Ecuador, Perú y Bolivia llega a la frontera de Argentina. En ese momento viajaba solo para reunirse con dos amigos en Quito después de su visita a Buenos Aires. Tenía un billete de avión de Mendoza a Santiago, y luego a Quito. "Me desperté temprano para coger un autobús y subir a ver la nieve. Llevaba todas mis escasas pertenencias habituales en una mochila y mi guitarra. Conocí a Nestlé, el fotógrafo de la estación de esquí Portillo, en Chile, que me dijo que iba a volver a su país por las montañas y que yo era bienvenido a viajar con ellos. Lo que no dijo, o no me quedó claro, fue lo de volver caminando en pleno invierno cruzando la frontera trayendo provisiones que había comprado en Argentina e invitaba al estúpido gringo a ser su mula", cuenta Jeffrey desde Buenos Aires que por estos días decidió presentar el libro escrito esta vez en idioma español. 

Este trayecto, quizá uno de los más interesantes del libro, lo relata de esta manera. "Fuimos todo lo lejos que pudimos en autobús y luego nos montamos en el furgón de cola de un tren hasta el final de la línea, cerca de la cumbre. Sentía los efectos del mal de altura. Los chicos del ferrocarril me dieron un poco de mate y me sentí mejor, pero pensé que nos íbamos a quedar allí o volveríamos porque estaba oscureciendo, cuando Nestlé me dijo que no, que tenía unos amigos que venían a ayudarme a trasladar los suministros a Argentina. Efectivamente de la nieve salieron caminando estos montañeses. Era una noche tranquila con suficiente luz de luna para encontrar nuestro camino a través de las montañas. Me gustaba ir de mochilero y cavar la aventura cuando seguí a los chicos a través de lo que era un puente de ferrocarril cubierto de nieve. Di un paso y caí por las vías. Los esquís que llevaba a la espalda se engancharon lo suficiente como para salvarme y continuar por un túnel lleno de hielo y nieve por el que tuvimos que trepar para llegar a un pequeño pueblo enterrado por la nieve en la frontera argentina donde pasamos la noche. El hotel era como el de la película 'El Resplandor', donde Jack Nicholson y su familia se encuentran en una estación de esquí cubierta de nieve con sólo unas pocas personas manteniendo el hotel. Estaba agotado, tomé un poco de sopa y me fui a dormir. Cuando me desperté, Nestlé y su equipo ya se habían ido. Me dijeron que siguiera sus huellas de esquí. Mi suerte se mantuvo. No se levantaron tormentas. Seguí el camino correcto y crucé a Chile. Con más suerte que fortuna".

Así la historia de aquella aventura puede ser leída en castellano por quienes quieren rememorar la época de alguna manera o conocer esta rica historia.


El escritor

Jeffrey Marcus Oshins nació en 1950 en Washington DC, es autor del diario de viaje Hippies en los Andes (2014), y las novelas Women in Politics An Erotic Political Thriller (2009), 12: a Novel about the End of the Mayan Calendar (2012), And we shall perish, Lake Barcroft (2022) y All Those Except Those: An Anecdotal Autobiography (2022).

Oshins también es multiinstrumentista y artista discográfico, escribe y produce su propia música bajo el nombre de Apokaful. Es fundador del sitio de intercambio literario www.betareader.us. En 2016, fue candidato al Congreso por la Costa Central de California.