Desde San Juan y para el ámbito de la Educación No Formal y Cultura, propiciamos el movimiento de Pedagogía global 2050. El objetivo fundamental es formar líderes en educación y cultura en el marco de un nuevo paradigma pedagógico que se apoya en cinco pilares fundamentales, a saber: El niño por el juego, el adolescente hacia el oficio, el joven en la investigación, el adulto por el trabajo y los mayores por los valores, desde la premisa "Cultura para el Tercer Milenio". Creemos que este nuevo enfoque con proyección de un futuro generacional inmediato debe capitalizar todas y cada una de las voluntades que orientarán el conocimiento y las prácticas sociales hacia un mundo mejor. Y debe rescatar esencialmente un modelo ejemplar que identifica los procesos de desarrollo personal, afectivo, emocional y práctico de todo ser humano.


La meta es intervenir en la formación psico-física de cada individuo para que se inserte en un mundo de comprensión, capacitación, trabajo y goce de la naturaleza.


Acciones concretas de este tipo están siendo evaluadas por el equipo de Cultura de la Municipalidad de la Capital de San Juan desde el 2016, donde su director Luis Eduardo Meglioli y la profesora Silvia Morales estudian con nuestro aporte de Educación No Formal su implementación para este 2017.

 

Lejos del carácter quimérico de enfoques holísticos e inventivos, este movimiento va a concretar en acciones sus propios postulados, llevando a cabo una pedagogía de vanguardia.


Hay intentos de diversos sectores en Educación Formal que encaran proyectos de Filosofía para niños en instituciones educativas.


Tal como sostiene Matthew Lipman (1969), la intención es fomentar el pensamiento crítico y creativo, a través del desarrollo de la comprensión lectora, el razonamiento lógico y matemático, la dedicación al trabajo y la motivación por el saber.


Las visiones de una Antropología para América Latina, que se caracteriza por una educación holística para una Pedagogía 3000, promovida por Noemi Paymal (2001), toma en cuenta y atiende específicamente: 1. Nuevas pautas de aprendizaje y de ser de los niños, niñas y jóvenes de hoy. 2. Aboga por el desarrollo bio-integral y la acción, tanto del niño y de la niña, como del adulto que lo acompaña. 3. Se apoya en las inteligencias múltiples, la inteligencia energética y la inteligencia emocional. 4. Da la bienvenida a todos los métodos educativos alternativos activos integrales, ya existentes o en formación, con tal de que atiendan con cariño a las necesidades holísticas de los niños y niñas del Tercer Milenio. 5. Enfatiza las herramientas llamadas "bio-inteligentes", "bio-mórficas" y "bio-reconectadoras". 6. Promueve la multiculturalidad en todos sus aspectos.


Cae, así mismo, en un grosero e insalvable error puesto que la Ciencia Pedagogía no tiene para nada un enfoque holístico, solo este es una tendencia y no una Escuela de Formación. Por su lado, una Pedagogía 3000 en su concepción es utópica y postula una dirección que le compete al Estado en su faz social, política y económica, por lo tanto concibe una visión quimérica e ilusoria con cualquier otro interés como la visión anterior. Ambas, en una realidad esotérica, pretenden adentrarse en valores escondidos y misteriosos que supuestamente tiene la naturaleza humana y que "habría que despertar", tornándose irrealizable en la realidad.