Todo indicaba que iban a ser unas hermosas vacaciones en familia. Con la Mona y Juana encabezando el viaje. Pero no sería un viaje más porque Carli  - con la complicidad de su hermana Natalia- tenían preparada una sorpresa.

Todo empezó cuando el joven cantante le propuso matrimonio a su novia Luci en un lujoso restaurante, la jovencita se sorprendió y quedó sin aliento, aunque sin dudarlo dijo "sí".

Pero no todo terminó allí. Natalia, una reconocida diseñadora de modas en Córdoba, ya tenía preparado un vestido blanco para Luci y todo fue inevitable: el casamiento soñado en la playa, de blanco y con la familia. 

El cantante, hijo del rey del cuarteto, en diálogo con Cadena 3 se mostró feliz y aseguró que la sorpresa salió como la había planeado.

"Estamos muy contentos. Vengo planeando esto solito hace unos meses y anoche se concretó. Con Lucía hace 7 años que estamos y en viajes que hemos hecho me manifestó la idea de casarnos en la playa y fue un sueño de los dos", aseguró.