Ayer comenzó el proceso de selección para construir el elenco artístico de La Bella Durmiente, la obra de ballet que estrenará el Teatro del Bicentenario a mediados de este año (los días 28, 29 y 30 de junio) que cuenta con la co-producción artística del Teatro Colón. Más de 150 bailarines entre varones y mujeres de 13 años de edad en adelante se presentaron para la audición realizada ayer en una de las salas de ensayo del complejo cultural. En una jornada extensa, los aspirantes fueron organizados en varios grupos y desde el mediodía se midieron ante los ojos del director Mario Galizzi, a cargo de la puesta en escena; de Victoria Balanza, la maestra sanjuanina y Silvana Morena, directora del área artística del TDB. La evaluación fue exigente. A medida que ingresaban los grupos (había una presencia femenina más numerosa ante el número de varones) practicaron figuras, rutinas y pasos necesarios para el nivel de la obra en cuestión que es estrictamente clásica.


Balanza les daba las instrucciones a los bailarines para que repitieran varias veces el esquema, acompañados por pistas musicales grabadas. Una de las claves para los movimientos era seguir y escuchar el ritmo y el compás musical. Las indicaciones eran claras y precisas para los aspirantes que cumplían al pie de la letra, sostenidos en la barra. Entre los requisitos solicitados para presentarse, es tener como mínimo 4 años de estudios en danza clásica y en especial, saber dominar el manejo de puntas. Y precisamente, tal habilidad fue puesta a prueba. En una de las instancias, Balanza les pidió a los participantes mantener equilibrio al realizar giros en puntas de pie y sin ayuda de la barra, entre otros movimientos. 


Mario Galizzi, quien es prestigioso director de la Compañía Nacional de Danza de México, explicó a DIARIO DE CUYO la complejidad de llevar a escena la obra musical escrita por Piotr Ilich Tchaikovski, con libreto coreográfico de Marius Petipá: 'Vimos que hay gente muy capacitada para la obra. Por otro lado, hay quienes son más novatos, pero tienen posibilidades'. En cuanto al criterio para poder seleccionar, el director entiende que no solo hay que contar con rigurosidad técnica, al tratarse de una de las obras más relucientes del repertorio de ballet clásico, sino que también, el objetivo es encontrar 'homogeneidad' en el cuerpo de baile. 'Contaremos con muchos bailarines en escena, solistas, extras y figurantes. Aunque la técnica en el ballet está muy avanzada en el presente, no puede faltar el refinamiento y el preciosismo', comentó el director y agregó: siempre se exige no solo lo técnico, también lo estético es muy importante. Por ejemplo, para los roles masculinos, donde hay aldeanos o partenaires o parejas de las hadas, la figura, la forma, la postura, la elegancia y la actitud caballeresca de sujetar a la dama, son fundamentales y en este aspecto, el ballet clásico es muy estricto'. 


La audición fue muy convocante, porque el número de aspirantes se mantuvo en alza respecto a otras audiciones anteriores. No solo hubo una alta concurrencia local, también asistieron jóvenes de Córdoba, Mendoza y Buenos Aires. Además, hubo una modalidad a distancia por decirlo de alguna manera, ya que hubo una recepción de varios materiales audiovisuales por parte de bailarines de otras ciudades que no pudieron estar presentes físicamente a la convocatoria. Al respecto, Silvana Moreno opinó: 'Esto fue positivo porque la idea es darle oportunidades a todos y que sean vistos. La experiencia en las audiciones del año pasado nos dio una pauta que hubo un crecimiento importante en el nivel artístico de los chicos. Esta vez han venido mejor preparados y de eso se trata este trabajo que hace el Teatro del Bicentenario, en apoyarlos y acompañar su perfeccionamiento, de manera que puedan superar sus propios límites'.



Comienzan los ensayos

 

 

Al cierre de esta edición se terminaba de definir los bailarines que formarán parte del elenco del ballet. Hay alrededor de 80 roles, entre cuerpo de baile, figurantes y extras que compondrán diferentes escenas de la obra. A la noche se difundió la lista de los seleccionados y hoy al mediodía empezará un grupo con los primeros ensayos, acompañados y supervisados por Victoria Balanza. Luego, el segundo grupo, trabajará con Mario Galizzi desde el 9 al 21 de abril. En este período se desarrollarán los montajes. Los ensayos intensivos serán en junio y a fin de ese mes, (del 28 al 30) las funciones correspondientes en el TDB.

 

Trabajos en la barra. Participaron bailarines sanjuaninos y también
provenientes de Córdoba, Buenos Aires y Mendoza.


 

Al pie de la letra. Victoria Balanza daba las indicaciones a los aspirantes
para testear sus habilidades y capacidades.


 

Varones al frente. En la instancia de audición, aunque hubo una fuerte
presencia femenina, los hombres demostraron potencial y experiencia.

 

 

FOTOS MARIANO ARIAS