Este jueves se cumplirá una semana de la intoxicación masiva en el comedor universitario que funciona en el CUIM de la Universidad Nacional de San Juan y desde la Secretaría de Bienestar de esa institución se refirieron al hecho. Aseguraron que cubrirán los gastos médicos de los estudiantes y que continúan realizando los estudios bromatológicos para conocer con precisión que alimento la causó.

Fue el secretario de Bienestar Lucas Molina quien afirmó que son 38 los estudiantes afectados por la situación. "El domingo hicimos una primera estimación, que nos dio que eran aproximadamente 40 estudiantes que tuvieron este problema. Con el correr de los días, la Federación Universitaria y los Centros de Estudiantes han ido recopilando más datos y hoy sabemos, por la Federación, que hay un listado de 38 estudiantes intoxicados por la ingesta de alimentos del día jueves", expresó.

Molina afirmó que trataron de tener contacto telefónico con cada uno de los estudiantes intoxicados para conocer sobre su estado de salud, dijo que lo más complicado fue un caso de deshidratación que necesitó suero en hospital y expresó que se pusieron a disposición para cubrir los gastos médicos ocasionados por tal situación: "Armamos una base de datos para saber cómo están, qué síntomas tuvieron y si corrieron con algunos gastos médicos. Desde la Secretaría vamos a cubrir esos gastos. Del mismo modo, si alguno compró abonos por varios días, se lo vamos a reconocer". También, el secretario de Bienestar dijo que desde Salud Universitaria emitirán las certificaciones necesarias para los estudiantes que no hayan podido asistir a un parcial, de manera que puedan rendir en una próxima fecha sin problemas. 

Molina afirmó que se están haciendo los estudios bromatológicos para conocer la causa de la intoxicación. “Se dejan siempre muestras en el comedor universitario de la comida del día, para luego ser analizadas en caso de alguna contingencia. El menú fue milanesas de pescado con lechuga y ravioles con salsa rosa. Eso fue llevado a analizar y si bien se demora, nos va a dar datos para conocer las causas”, señaló. “No descartamos ninguna posibilidad. Estamos investigando en conjunto con Bromatología de la Provincia, porque las posibilidades son varias. Para llevar más tranquilidad, ayer nos visitó una inspección de Salud Pública a la cocina y tenemos todo en orden para seguir dando el servicio”, afirmó.

El secretario manifestó que van a hacer foco en “mejorar lo que se requiera para prevenir este tipo de casos. El jueves hemos entregado 1.200 raciones, trabajamos para bajar el nivel de riesgo y hay que trabajar conforme a reglas para poder disminuirlo”, expresó.

 EL RECLAMO DE ANTECEDENTE 

Cabe destacar que hace casi un mes, los alumnos de la UNSJ se habían manifestado reclamando por el universitario "Juan Gutiérrez", que se construyó en 2014 y nunca los alumnos pudieron hacer uso de sus servicios. Los estudiantes argumentaron que el comedor montado en el subsuelo de la Facultad de Exactas solo tiene capacidad para 70 personas cuando a la institución concurren miles de alumnos a diario. "Venimos reclamando porque es un derecho de los estudiantes poder contar con ese servicio que hoy no se está brindando. Donde está montado hoy, la capacidad es limitada, las condiciones son insalubres, hubo una abnegación de los baños del subsuelo", expresó en esa oportunidad Andrea Rojas, presidenta del Centro de Estudiantes de la Facultad de Ciencias Sociales.