Hace cinco días, 238 familias decidieron tomar un predio que, según ellos, les pertenece legalmente. En diálogo con DIARIO DE CUYO, Rafaela Tello, una de las damnificadas, contó que Analía Antunez es una mujer de Caucete que se encargaba de vender los terrenos a diferentes personas.
 

 

"Ella nos decía que todos los terrenos que iban a comprar estarían a nombre de Antonio Pelayes. Nosotros nos enteramos que nos estafó porque de los 238 terrenos sólo se pagaron 200", sostuvo Rafaela.
 

Del mismo modo, explicó que a algunas personas le cobraba 9 mil pesos por el terreno y a otras, entre 15 mil y 60 mil pesos. "De los que estamos aquí, en su mayoría, somos personas con discapacidades. Necesitamos una solución inmediata", remarcó.
 

 

Rafaela determinó que aproximadamente son 1.300 personas las que están en el predio, ubicado en las inmediaciones de Callejón San Martín y Ruta 270, esperando que les aprueben los planos que tienen para poder construir. "La municipalidad nos ha dicho que nos ayudará a limpiar el lote pero que primero debe haber una aprobación porque se trata de tierras privadas", sentenció.