Ni bien Carolina Oro fue elegida Reina de Pocito, DIARIO DE CUYO la entrevistó y conoció la intimidad de esta jovencita:

 

Ésta fue la entrevista:
 

Se presentó una vez y fue virreina. Lo hizo de nuevo y alcanzó la corona. Carolina Oro (20) es la flamante Reina del Sol de Pocito al ganar la elección que se hizo en la plaza departamental, convirtiéndose en la primera candidata a ser soberana de la Fiesta del Sol 2017. La joven estudia Contador Público, es modelo y fue Miss Elegancia en el Miss Argentina 2015.

 

-¿Era una cuenta pendiente y por eso te volviste a presentar?

-Insistí este año porque tuve mucho apoyo de mis amigos y mi familia, que me alentaron y me dijeron que estuve muy cerca aquella vez, que probara de nuevo. Y aunque sé que a algunas personas no les pareció correcto, una tiene que luchar por lo que quiere.

 

-¿Qué es lo mejor de Pocito y en qué debe mejorar?

-La verdad que mi departamento ha crecido bastante. Sólo puedo hablar cosas buenas porque me encanta. En lo personal, me gusta su aspecto turístico, con sus rutas del vino y del olivo. Y además lo bien que trabaja en deporte. Tengo proyectos solidarios que pretendo generar justamente desde los eventos deportivos.

 

-¿Te gusta la política?

-Sí, bastante. Pero para opinar con propiedad de ciertos temas me parece que hay que leer y aprender mucho, además saber escuchar a los que saben.

 

-¿Cuál fue tu sensación al conocer los índices de pobreza?

-Fue fuerte. Pero paralelamente, también sé que hay muchas ganas de generar ayuda social y no hablo del Estado, sino de la gente común y corriente.

 

-¿Cuánto te preocupa la inseguridad?

Mucho. A la inseguridad la vivimos en todas partes.

 

-¿Qué opinás sobre los últimos hechos de víctimas que se defendieron e incluso mataron a delincuentes?

-Cada hecho lo viví con angustia. Esto pasa porque siento que la gente no confía en la Justicia. Y quienes han vivido un hecho de inseguridad pueden reaccionar así, intentando hacer justicia por mano propia. Por ahí suena feo esto, pero en ciertos casos la Justicia no actúa como debe actuar y por eso se generan estos episodios.

 

-¿Qué opinas de la actividad minera?

-Es una cuestión en la que parece que tenés que estar a favor o en contra. Yo no tengo ningún lado, me siento al medio. Es que por un lado es innegable el aporte económico que le genera a la provincia y es sostén de muchas familias, pero también es cierto que tiene un costado de riesgo, como lo que pasó con los incidentes de Veladero.

 

-¿Que pensás sobre el último derrame?

-Tengo amigos y familiares en Jáchal y estaban muy enfadados por la situación. Aquel día (en el que se conoció el derrame) viví minuto a minuto lo que pasaba porque me iban contando. Ya había pasado el año pasado y por eso siento que para muchos fue traumático justamente por el antecedente.