Las ráfagas de viento Sur golpearon fuerte y llegaron al Gran San Juan ocasionando caída de ramas, algunos árboles y mucha pero mucha tierra. La velocidad superó los 80 km/h, luego se fue apaciguando y la buena que trajo consigo fue que la temperatura bajó casi 10° en una hora.

Pero, luego del ventarrón ¿qué viene? El Servicio Meteorológico Nacional anuncia tormentas aisladas y la persistencia de viento del Sur, condición esta última que se mantendrá por la madrugada.

Las condiciones de tiempo mejorarán a partir de mañana con las primeras luces del día. La jornada estará con cielo despejado y la temperatura tope se elevaría hasta los 33°.