No es el Increíble Hulk ni el Hombre Piedra. Él es Nerón Arias, un fisicoculturista sanjuanino que está entre los mejores del país. Tiene 19 años, mide 1,60 y pesa 70 kilos. DIARIO DE CUYO lo entrevistó y te cuenta un poco más sobre su vida.

 

Nerón comentó cómo fue que empezó su pasión por la actividad: “A los 14 empecé el gimnasio. En ese entonces no tenía pensado llegar a lo que soy ahora. Mi viejo fue el que me incentivó a competir, y lo hice por primera vez a los 16”. Fue así como su papá, un experto en la especialidad, le dio el primer empujón. Es que el hombre sabe de gimnasios y entrenamientos, pues también tuvo un pasado de fisicoculturista.

 

Desde que compitió por primera vez no paró más. “Con la primera experiencia se volvió parte de mí seguir progresando y superar competición tras competición”, expresó el capitalino. Sin embargo, ese camino no es para nada fácil. Mantener su cuerpo requiere de un sinfín de esfuerzos y agobiantes rutinas. “Entreno de lunes a sábado 2 horas diarias aproximadamente”, aclaró. Claro, el trabajo físico de nada sirve si no lo complementa con un plan alimenticio adecuado. “Como 6 comidas diarias, con 3 horas de diferencia entre una y otra. Cada una lleva cierta cantidad, tengo que pesar todo en una balanza digital”, contó Nerón. ¿Qué desayuna? 8 claras de huevo, 2 yemas revueltas, entre 25 y 50 gramos de avena, un café y mucha agua. ¿Una hamburguesa con papas? “No tengo permitidos y menos cuando estoy en plena preparación”, se lamentó. 

 

Desayuno de Nerón

 

El joven, que es el menor de dos hermanos, se refirió a cómo el fisicoculturismo le cambió su vida. “Mi vida normal ha cambiado bastante durante estos dos últimos años, que se basaron prácticamente en entrenar e ir al colegio. Los fines de semana salgo a veces con amigos, pero cuando estoy en plena preparación no puedo porque no tengo tiempo”, declaró. Sin embargo no se lamentó mucho, pues dejó en claro que su hobby y estilo de vida “es el gimnasio y lo será siempre”.

 

Con respecto a los suplementos que suelen tomar los fisicoculturistas, que siempre están en el centro de la polémica, dejó su opinión. “Yo no los uso por un tema económico y porque además priorizo lo fundamental en todo esto, que es mi dieta”, y agregó que “los suplementos son eficientes y te brindan mayor ganancia siempre y cuando hagas un plan de entrenamiento y dieta”. Además, se encargó de aclarar la idea que tienen muchos sobre este tema: “Todos piensan que usando suplementos vas a quedar con el físico deseado muy fácilmente, pero no es así en lo absoluto. Si no se tiene perseverancia en la dieta y lo demás, difícilmente vas a lograr cambiar tu físico”.

 

Nerón, que se egresó el año pasado y tiene pensado estudiar Educación Física, también habló sobre lo que su cuerpo provoca en la calle. “Siempre ando tapado o con remeras sueltas, de vez en cuando de musculosa. En la calle sólo me miran, no me dicen nada”, expresó.

 

“El mutante sanjuanino”, como le dicen, recientemente consiguió un segundo lugar en el Campeonato Nacional de Fisicoculturismo-Fitness-Bodyfitness. Su meta para este año es ganar el Campeonato Argentino, que se disputará en agosto en Buenos Aires. “Si gano ese torneo clasifico a un Campeonato Sudamericano. Ese sería mi sueño desde que inicié en esto y espero tener la oportunidad de cumplirlo”, contó. Enfocado en el torneo, ya comenzó con las duras rutinas para llegar a punto.

 

En plena competencia

 

Pero detrás de las victorias y los festejos hay una realidad que duele. “Me gustaría dedicarme a esto al 100%, pero no podría porque este deporte consta de mucho dinero. Sólo con ayuda de mi familia cubrimos todos los gastos de dieta, gimnasio y suplementación”, manifestó.

 

Detrás de sus fibrosos músculos se esconden horas y horas de dedicación y esfuerzo. “El mutante sanjuanino” es sin dudas un ejemplo de perseverancia y empeño.

 

 

 La evolución de Nerón, en fotos