Lo integrantes de Cuvhoni (Cuerpo de Voluntarios del Hospital de Niños) realizaron una interesante tarea en las salas de consultorios externos del Servicio de Pediatría del Hospital Rawson: ambientaron los espacios con diseños infantiles para transformarlos en zonas más amigables.

 

En los pasillos en los que se realizó la intervención esperan ser atendidos unos 60.000 niños que por año.  “El objetivo del proyecto de acondicionar las Salas de Espera como espacios amigables es transformar el miedo, la frustración y el dolor en tranquilidad, esperanza y confianza, predisponiendo a los pequeños enfermos para un proceso positivo de sanación y curación bajo la guía experta de los Profesionales del Hospital”, explicaron desde CUVHONI. 


Los temas de los diseños que se realizaron fueron variados: en la Sala de Ingreso, los Derechos de los Niños; en la Sala Interna se recordó el fondo del mar; en la escalera se vivenció la naturaleza; en la Sala del primer piso, ala oeste, el abecedario y diferentes diseños; en la Sala de Adolescentes, dibujos románticos.

 


El proyecto se concretó gracias a un grupo de estudiantes de la carrera de la Facultad de Arquitectura, Urbanismo y Diseño de la Universidad Nacional de San Juan, encabezado por Sheila Hernández y Renzo Cepeda, quienes diseñaron, plotearon y pintaron las instalaciones. 
 

 

Fuente: Hospital Rawson