Un parate. Si bien la obra está frenada por el aislamiento, hace más de un mes que iniciaron los trabajos en la zona del exbalneario. Esa parte es solventada con fondos provinciales.

Enclavado entre los cerros, con un paisaje envidiable y una vegetación autóctona, la Quebrada de Zonda (en Rivadavia) busca posicionarse como un centro atractivo turístico tal como lo es Punta Negra. Con ese fin ya se trabaja hace poco más de un mes en la zona del exbalneario que pasará a ser un espacio verde y que será solventado con fondos provinciales. Pero para continuar con la megaobra, se concretó un subsidio de 60 millones de pesos por parte de Nación que serán destinados a la zona 5 del megaplán.

Este gran avance para San Juan en materia turística venía ideándose hace tiempo pensando en convertir ese paraje del oeste sanjuanino en un serio atractivo. Una parte del proyecto -la que ya comenzó-, está emplazada en donde antes se situaba el exbalneario de la quebrada, situado entre la Hostería y las Cavas. Los trabajos en esa superficie de 10.900 m2 comenzaron hace un mes y medio con la limpieza y nivelación del terreno. Se consideró como premisa principal recuperar el espacio verde existente para esparcimiento y recreación, reforzando el sistema de riego y conservando la forestación existente. Para eso se recuperará la cisterna que servirá para abastecer al sistema de riego inteligente y se construirá una torre de agua. "Se instalará una red de riego integral que es un sistema de riego por goteo inteligente respecto al consumo de agua, estamos pasando una situación hídrica crítica y este sistema es clave para cuidar el agua", comentó Facundo Rodrigo, director de Gestión de Infraestructura del Ministerio de Turismo y Cultura.

También se prevé la recuperación del espacio central, rescatando el 60% de construcciones existentes, se recuperará la calle de acceso a la cava para ser utilizado como un espacio peatonal delimitado por bolardos con iluminación, habrá bicisendas, sendas peatonales y bancos con mobiliario urbano moderno.

Moderno. Así quedará el Parque Provincial Quebrada de Zonda en su área 5, que será ni más ni menos que un Parque Aventura. Ya consiguieron los fondos para continuar con el resto del megaproyecto.

Esta obra tiene un plazo de ejecución de 180 días y un valor de 16.900.000 pesos aportados por el Gobierno provincial.

Mediante una videoconferencia desarrollada anteayer, la ministra de Turismo y Cultura de la provincia, Claudia Grynszpan, y el ministro de Turismo y Deporte de la Nación, Matías Lammens, acordaron el aporte nacional de 60 millones de pesos que serán destinados al Parque Aventura Sector 5 que apunta a ser un centro de actividades deportivas, recreativas y lúdicas. Son fondos del Gobierno Nacional bajo el "Plan 50 destinos de obras de infraestructura turística", en el que ingresó San Juan.

¿Qué se hará en la Quebrada? Se montará un parque aéreo, con tirolesa, juegos para chicos, alquiler de bicicletas y guías de montaña. Habrán 19 estructuras entre sanitarios y servicios. Se realizará la reparquización de espacios verdes con la colocación de 100 ejemplares que se sumarán a los existentes y con un sistema de riego integral. "Es un lugar con mucha demanda y buscamos que se posicione como destino turístico tal como lo hizo en su momento Punta Negra. Servirá también para que muchos prestadores turísticos puedan trabajar", comentó la ministra Grynszpan.

El llamado a licitación se realizará a fines de este mes y el plazo de ejecución será de 240 días corridos y la mano de obra estará a cargo de 80 personas. El presupuesto oficial es de $90 millones, los restantes 30 serán financiados por el Estado provincial.