La cuarta etapa de la 35º edición de la Vuelta a San Juan no dejó novedades en lo más alto de la clasificación general porque Ramunas Navardauskas (fue décimo) sigue liderando, pero sí un final por demás emotivo por cómo fue su desarrollo.

 

El colombiano Fernando Gaviria (Etixx-Quick Step) terminó siendo el más veloz del parcial que recorrió 5 departamentos en el Noreste sanjuanino y finalizó en San Martín, adjudicándose así su segunda etapa de la carrera (el lunes había ganado la primera etapa) y metiéndose entre los primeros de la tabla acumulada.

 

Sin embargo, antes de que Gaviria registrara las 3 horas, 34 minutos y 44 segundos y superara en el sprint final a Elia Viviana (Selección italiana) y a Nicola Ruffoni (Bardiani CSF), quien lleva 3 segundos puestos y se le sigue negando el triunfo, la historia fue otra.

 

Es que desde los primeros kilómetros de carrera hubo once fugados, de los cuales fueron cuatro sanjuaninos, que llegaron a sacarle 5 minutos y 28 segundos al pelotón. Ellos fueron Emiliano Ibarra, Higinio Lucero, Ricardo Julio, Leonardo Rodríguez, Juan Molina, Pablo Anchieri, Héctor Rangel, Alan Ramírez, Nicolás Naranjo, Edison Bravo y Gerardo Tivani. Pero sobre el final, cuando restaban unos 11 kilómetros para llegar a la meta, los pedaleros de elite los neutralizaron y protagonizaron el desenlace que terminó en manos de Gaviria.

 

La cuarta etapa fue por demás accidentada, ya que hubo muchas caídas y también abandonos, como las del sanjuanino Francisco Montes (Asociación Civil Mardan),quien sufrió traumatismos varios y fue dado de alta, Damiano Cúnego (Nippo - Vini Fantini), terminó con fractura de clavícula izquierda y fue dado de alta, y el boliviano Freddy González (Selección de Bolivia), quien sufrió traumatismo de cráneo y tórax, y también fue dado de alta.

 

Este viernes será el turno de la etapa Reina de la Vuelta a San Juan, que consiste en el tradicional ascenso a El Colorado y partirá a las 7. Serán 162,4 kilómetros entre Chimbas y El Colorado, donde se finalizará tras un ascenso de 15 kilómetros al 5 por ciento de media, con una altitud de 2.625 metros. Antes habrá que afrontar las dificultades del Villicum, Baños de Talacasto y Alto de la Crucecita, donde los escaladores tendrán todo para definir la carrera.