Tener el colchón en condiciones es necesario para mantener la salud y lograr un sueño reparador. Existen ciertos consejos para limpiar el colchón y mantenerlo como nuevo con el fin de alargar su vida útil.

- Dar la vuelta al colchón

Antes de nada, presta atención a las recomendaciones del fabricante, porque dependiendo del diseño del núcleo, bastará con poner la parte de la cabeza en los pies, o bien será mejor dar la vuelta al colchón, poniendo arriba la cara que durante los meses anteriores ha estado abajo… o bien ambas cosas.

Los colchones que se pueden voltear tienen un núcleo simétrico y suelen distinguir una cara de verano con tejidos más frescos y mejor respiración, de otra de invierno más cálida y aislante.

Los colchones que se pueden rotar mantienen la misma estructura a todo lo largo del colchón, de la cabeza a los pies, sin zonas de refuerzo diferenciadas para hombros y caderas, o, si las hay, son zonas equivalentes, situadas en las mismas posiciones.

En cambio, hay colchones, que pueden ser de muelles o de espuma, que pueden presentar zonas diferenciadas y eso hay que tenerlo en cuenta.

Al menos se debe dar la vuelta al colchón un par de veces al año: de invierno a verano y de verano a invierno. Pero si lo prefieres, la frecuencia de volteo puede ser mayor: tu colchón y tu salud pueden salir ganando.

- Cómo limpiar el colchón

De entrada, se recomienda usar siempre una funda lavable para proteger el colchón. No solo alargarás su vida, sino que lo mantendrás en mejores condiciones.

Limpia el colchón con un cepillo de mano, es preferible a pasar el aspirador.

Si usas aspirador, pon la boquilla tipo cepillo de mano o, si la tiene, una boquilla especial para el colchón. Utiliza la velocidad más suave.

El momento de dar la vuelta o rotar el colchón es una buena ocasión para aprovechar y hacerlo a conciencia: al estar canto te aseguras de que  el polvo caerá fuera del colchón.

Un truco casero para limpiar el colchón consiste en espolvorear por encima bicarbonato sódico por su capacidad para neutralizar la acidez del sudor y su efecto desodorante. Después de espolvorearlo, déjalo actuar durante varias horas: después retíralo con un cepillo de mano o con el aspirador con la boquilla y velocidad suaves.

- Consejos para cuidar el colchón

Aunque los fabricantes insisten en que se debería cambiar el colchón cada 8 años, lo cierto es que si te compras un buen colchón y lo cuidas bien, puedes disfrutarlo en condiciones óptimas al menos unos 10 años.

- Usa una base adecuada para cada tipo de colchón.

- Procura mantener el dormitorio libre de humedades. Los ambientes húmedos y cerrados favorecen el desarrollo de hongos.

- Cada día, antes de hacer la cama y sea cual sea la estación, ventila la habitación (al menos 10 minutos) y retira las sábanas, para que respire el colchón.

- Conviene que dejes pasar un tiempo antes de hacer la cama de nuevo: el colchón necesita tiempo para evaporar toda la humedad que ha ido absorbiendo durante la noche