1. To Sua, Samoa

En el océano Pacífico Sur existen una infinidad de paraísos naturales maravillosos. Uno de ellos es este pequeño lago ubicado en Samoa que deja boquiabiertos a todos los turistas que lo visitan. Se trata de To Sua Ocean Trench, en la isla de Upolu.
 

 

2. Parque nacional Krka, Croacia

En Croacia existen numerosos lugares mágicos, prácticamente paradisíacos, y uno de ellos son las Cascadas Krka que se encuentran en el Parque Nacional del Rio Krka. A la sombra de los magníficos lagos de Plitvice y sus cascadas, es una de las visitas imperdibles de ese país.
 

 

3. Gran agujero azul, Belice

El Gran Agujero Azul de Belice -también conocido como Great Blue Hole- da a los buceadores la oportunidad de recorrer uno de los arrecifes más impactantes del mundo.  A 96 kilómetros de la parte continental de la ciudad de Belice, este espacio es la segunda barrera de coral más grande del mundo detrás de la de Australia.
 

 

4. Cataratas Havasu, Estados Unidos

En la reserva de Havasupai, que se encuentra en el Gran Cañón del Colorado, en el estado de Arizona, Estados Unidos tras una larga caminata se puede hallar una verdadera maravilla natural, las cataratas Havasu.

Este lugar, además de ser hermoso, es un oasis de frescura para los turistas que en días de calor se aventuran a caminar por el cañón.
 

 

5. Laguna Azul, Islandia

La Laguna Azul (Blue Lagoon, en inglés, o Bláa lónið, en islandés) se encuentra en el suroeste de Islandia, a 39 kilómetros de la capital, Reykiavík, y es uno de los lugares más visitados del país. Esta piscina es un inmenso lago geotérmico de aguas azul-turquesa. Sin embargo, además de su color, la experiencia se completa con el contraste de temperaturas: el agua a unos 37 grados centígrados, la temperatura exterior, 10 grados.