El abogado de la familia de Débora Pérez Volpin, Diego Pirota, aseguró que la periodista fue lastimada durante la endoscopía y las maniobras de reanimación. Se lo dijo a Clarín sobre la base de los primeros resultados parciales que dejó la autopsia.

“Si bien la congestión y el edema pulmonar son la expresión final de una falla cardíaca, la misma es la consecuencia del barotrauma generado por el neumomediastino y el neumoperitoneo, los cuales estarían en relación con las maniobras instrumentales endoscópicas practicadas en la vía digestiva dado al hallazgo de las lesiones descriptas en esófago y estómago", detalla la pericia a la que accedió Clarín

 

Y sigue: "Se aguardan los resultados de la anatomía patológica para dar mayores detalles respecto de la existencia de perforaciones completas. Conclusión: la causa de la muerte determinada macroscópicamente ha sido congestión y edema pulmonar, neumomediastino y neumoperitoneo”.

Pérez Volpin murió en la Clínica La Trinidad el martes 6 de febrero, donde ingresó con dolor abdominal, la mandaron a realizarse varios estudios, uno de ellos, la endoscopía. A los cinco minutos de iniciado el estudio, sufrió un paro cardiorrespiratorio, según informó la clínica a través de un comunicado.