­Hace seis años, cuando UPCN San Juan Voley conseguía su primer título en la Liga A1, Nicolás Lazo y Francisco Lloveras daban sus primeros pasos en las inferiores del club que vivía un momento de gloria, que se repitió en las cinco temporadas siguientes. Y ahora los dos forman parte del plantel que buscará la conquista del séptimo título consecutivo, en la final frente a Bolívar que comenzará mañana a las 21, en cancha del rival.

Anoche, la delegación del hexacampeón partió a la ciudad bonaerense y para los dos jugadores esta final representa algo especial en sus carreras. A sus 21 años, Lazo consiguió en esta temporada un lugar en el sexteto inicial, mientras que Lloveras (25) ocupó un lugar entre los 14 convocados durante todo el campeonato, aunque no es la primera vez que vive una etapa crucial con un equipo de Fabián Armoa, porque integró el plantel que consiguió la primera medalla de bronce en el Mundial de Clubes, hace 3 años.

Es una cancha difícil la de Bolívar, pero ganar no es imposible. Me tengo toda la fe para esta final.

Nicolás Lazo receptor punta UPCN

Los dos jugadores coinciden que viven sensaciones fuertes. El receptor punta, que se ganó la titularidad justamente en el quinto y definitorio partido de la final del año pasado afirmó que "Estoy muy contento. Jugar otra final con el club que te dio la oportunidad de llegar a primera es muy intenso".

En tanto, el central de dos metros de estatura reconoció sentir "ansiedad por ver qué nos depara esta final. Estoy muy contento de integrar este grupo de grandes figuras, con lo que sigo aprendiendo todos los días".

Otra coincidencia de los dos jugadores es que vienen de dejar en el camino en semifinales a Ciudad, un club con el que los liga algo especial. Antes de erradicarse en San Juan, Lazo hizo inferiores en ese club e incluso jugó una Liga A2. Lloveras jugó a préstamo el año pasado en esa institución, donde alcanzó el fogueo suficiente para ser considerado en el plantel del Gremio este año. Pero ahora lo que importa es el próximo rival.

Nada menos que Bolívar, el rival mayor, en una tercera final consecutiva. A diferencia de las dos anteriores, la serie comenzará en cancha de Bolívar. Mañana y el viernes se disputarán los dos primeros encuentros en el "República de Venezuela" y los dos jugadores saben que vivirán emociones fuertes. "Lo único que sé es que la serie será durísima. Bolívar siempre se caracterizó por tener mucho poder de ataque y este año es más fuerte todavía. Para ganar de visitante sabemos que tenemos que estar muy bien todos los fundamentos", analizó "Nico'.

Si hay que apostar, yo lo haría por un triunfo nuestro en el comienzo de la serie de esta final.

Francisco Lloveras central UPCN

Para Francisco "ahora empieza otra serie. En las finales anteriores ninguno de los dos ganó de visitante, pero eso es sólo un antecedente. También hay que ver que este Bolívar perdió de local con Lomas".

La gran final está por comenzar. Y el sueño de alcanzar otra conquista con el club que los formó para ser voleibolistas de profesión, vive en todo su esplendor en el espíritu de estos dos jugadores.

 

Fabián Armoa: "Imposible no elegirlos"

­El entrenador de UPCN, Fabián Armoa, destacó el espíritu de sus dirigidos: "Este equipo tiene jugadores normales con una capacidad de ganar asombrosa. Y no importa si juegan bien o mal, siempre tienen esa cosa adentro que muchos no entienden y critican, pero que a la hora de jugar es imposible no elegirlos. Lo importante es que nuevamente somos protagonistas".

Demián González: "Es algo raro"

El armador de Bolívar Demián González reconoció que "es algo raro que esté UPCN del otro lado", debido a las seis temporadas que jugó en el elenco sanjuanino. "Es mi primera final de liga con la camiseta de Bolívar y estoy tratando de tomármelo con calma", afirmó el jugador que añadió que no cuentan los duelos previos en esta temporada.