Este martes, mediante un juicio abreviado en el sistema de Flagrancia, un sujeto identificado como Rodrigo Figueroa fue condenado a tres años de prisión condicional (no irá preso) y le aplicaron una prohibición de contacto físico con la víctima y reglas de conducta, luego de golpear durante un asalto a un joven mientras esperaba el colectivo junto a su familia.

Según informaron las fuentes, el hecho ocurrió el pasado domingo. Un joven de 18 años esperaba el colectivo junto a su pareja y un sobrino en inmediaciones de Boulevard Sarmiento y Magallanes, en la Villa San Damián, Rawson.

En un momento se acercaron tres hombres y lo amenazaron con un arma de fuego para robarle. El joven comenzó a retirarse cubriendo a su esposa y sobrino para que se adelantaran, pero uno de los delincuentes lo agarró por atrás y lo golpeó hasta que cayeron al suelo.  

Los otros dos sujetos le pegaron en el piso hasta provocarle una fuerte herida en el labio, mientras le sacaron la campera, la gorra y mil pesos que tenía en una billetera.

La policía llegó a los pocos minutos y ubicó a dos de ellos, menores de edad, en el interior del barrio Buenaventura Luna y el otro, Rodrigo Figueroa, a una cuadra. En ese momento, una señora llamó a la policía y les dijo que es la mamá de este tercer detenido, que tenía en el fondo de su casa unos objetos que había dejado.

Figueroa tenía antecedentes y este martes fue condenado.