Presidente electo. Marcelo Arancibia, antes de asumir, planteó la necesidad de disminuir el valor de las Unidades Fiscales para los abogados. La propuesta recibió el apoyo de los letrados.

 

La gestión de Alfredo Mergó en el Foro de Abogados recibió ayer duras críticas. En el último día como presidente de la institución, la asamblea general decidió no aprobar el balance anual de su administración, porque entendió que incurrió en gastos innecesarios en conceptos de viáticos por viajes realizados y que muchos de ellos, hasta el momento, no pudo justificar. Por eso, la conducción que ahora encabeza Marcelo Arancibia hará una auditoría externa y de encontrar que el extitular incurrió en un perjuicio contra el Foro, se le pedirá que devuelva el dinero. De lo contrario, le iniciarán una demanda civil.

Las críticas contra Mergó surgieron, principalmente, de Arancibia, que anoche asumió como presidente. Los cuestionamientos también fueron acompañados por Vanesa Laciar, quien fue candidata en las elecciones de agosto.

Las dudas de las nuevas autoridades surgieron porque en el balance realizado por un contador contratado figura un punto clave: gastos de Viaje y Representación, que pasaron de 180.770 pesos desde julio de 2015 a junio de 2016 a 679.754 pesos en el mismo período pero de 2016 a 2017, en el último tramo de la gestión de Mergó. Es decir, un incremento del 276 por ciento. Fuentes calificadas aseguraron que tanto el expresidente como su vice, Enrique Delgado, hicieron una cantidad de viajes excesiva y además obtuvieron de las arcas de la institución montos elevados por viáticos, que hasta el momento no pudieron justificar.

Un ejemplo que dieron las fuentes es que Mergó y Delgado viajaron en diciembre cuatro veces a Buenos Aires como representante del órgano que nuclea a los letrado de San Juan.

Arancibia habló sobre el tema y fue muy crítico contra su antecesor. "Nos parece preocupante e inaceptable. El destino de fondos para Viajes y Representación constituye un abuso de recursos de terceros. Lo que pedimos es que se justifiquen contablemente los gastos, con las facturas. De no ser así, que devuelva el dinero que se llevó", sentenció el ahora presidente.

Anoche, más de 100 profesionales decidieron no aprobar el balance. Así, la asamblea votó pasar a un cuarto intermedio para hacer una auditoría externa y luego volver a tratar el tema ante los letrados. Al final, Arancibia explicó que "vamos a determinar la cantidad de dinero sobre la que no se ha rendido cuentas. Se le va a exigir que devuelva lo que corresponde. Si no se recurrirá a una demanda civil para que reintegre lo que se ha llevado". Este medio intentó hablar con Mergó antes de la asamblea, pero no contestó los llamados.

Además, la asamblea decidió, a partir del martes, bajar las Unidades Fiscales (UF) de 440 pesos a 350 pesos.