La querella de la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner realizará en las próximas horas una nueva presentación en la causa en la que se investiga el intento de asesinato en su contra y propondrá una batería de medidas de prueba vinculada a elementos que se encuentran en el expediente pero que aún no se abordaron con profundidad, según consideraron allegados a la expresidenta.

El escrito, redactado por sus abogados Marcos Aldazábal y José Manuel Ubeira, está ahora en manos del círculo más directo de la exmandataria que espera su lectura y aprobación para dar curso a la presentación ante el juzgado federal 5, a cargo de la magistrada María Eugenia Capuchetti, a primera hora de hoy.

Se trata de un escrito que apunta a reforzar la investigación de pistas que a criterio de la querella no fueron indagadas 'a fondo', propone medidas de prueba y valora algunos elementos que hasta ahora 'parecieron haber sido pasados por alto', como algunos mensajes hallados en el teléfono celular del procesado Gabriel Nicolás Carrizo, adelantaron las fuentes.

Carrizo, procesado con prisión preventiva como partícipe secundario del intento de asesinato de la Vicepresidenta, aparece en la historia del ataque como el jefe en la venta de copos de nieve de Fernando Sabag Montiel y Brenda Uliarte, ambos procesados como coautores del homicidio en grado de tentativa. El celular de Carrizo fue el elemento que lo llevó a prisión.