ENF-DEPOSITO DE MEDICAMENTOS EN LA FARMACIA DE CORDOBA 876

 

Después del éxito de la primera licitación de medicamentos para la hemofilia, en la que el Ministerio de Salud, el PAMI , IOMA y otras obras sociales se ahorraron $1.500 millones, la segunda licitación de remedios oncológicos -cuyos sobres se abrieron esta semana- también habría sido sumamente beneficiosa para el PAMI, que habría conseguido ahorrarse entre un 68% y un 69% del presupuesto destinado a esos fármacos, según los precios del convenio vigente, lo que equivale a unos $1.450 millones.

 

La licitación incluye una treintena de medicamentos que equivalen a 23 drogas y participaron 23 laboratorios, mayoritariamente nacionales, con descuentos que llegaban a un 70% menos que los precios de convenio, según informó la institución.

 

Los resultados de la licitación deberían conocerse en menos de 60 días y la idea es que haya tres marcas por droga. Primero se tendrá en cuenta a la marca más competitiva en cuanto al descuento que presentó y si no llega con el stock se recurrirá sucesivamente a la segunda o la tercera.

 

La próxima licitación incluirá 36 drogas de alto costo y además del PAMI participarán el Ministerio de Salud de la Nación, el de la provincia de Buenos Aires y el porteño, el IOMA, la obra social de la Ciudad de Buenos Aires, el Gobierno de Santa Fe y la obra social de las Fuerzas Armadas.

 

El modelo de gestión del actual director del PAMI, Sergio Cassinotti, es llevar todo a licitación y los gobiernos provinciales están muy interesados en sumarse por el ahorro que esta modalidad representaría.

 

En 2017, el PAMI cerró el año con un déficit de $2.900 millones -cuando se preveía que iba a terminar en $15.000 millones- y este año la obra social llegaría al punto de equilibrio mientras la deuda que tenía con prestadores y el Estado se redujo de $8.000 millones a $4.000 millones.