En el video se ve cómo un hombre intentó atraer a un gato que, de noche, se había metido en el jardín de una casa.

 

Cuando el gato se le acercó, el hombre levantó la pierna derecha y le dio una tremenda patada. El felino terminó en la casa del vecino. De fondo, unas risas acompañan la lamentable acción.