Chile no logra deshacerse de los incendios que ya arrasaron con 238.00 hectáreas. En el área, se quemó por completo el pueblo Santa Olga y las autoridades ya confirmaron la muerte de 6 personas.

 

En medio del terror, se hicieron públicas imágenes aéreas que dejan ver claramente cómo cambio la enorme zona tras ser consumida por las llamas mientras continúa expandiéndose el humo del fuego que se mantiene vivo.

 

 

Cabe recordar que ya se registró la pérdida de entre 800 y 1.000 casas. La Oficina Nacional de Emergencias de Chile (Onemi) reportó que hay 64 incendios activos en la zona crítica y que son más de 35 los que se encuentran sin control. La Corporación Nacional Forestal (Conaf), por su parte, cifró en 99 los siniestros en el país.