Los cuatro argentinos que estaban en Afganistán cuando los talibanes tomaron el poder en Kabul ya salieron del país. informó esta mañana Cancillería, quien precisó que todos están “en buenas condiciones anímicas y físicas”.

Melisa Rolls y Rodolfo Yamila, una pareja que trabaja para una ONG europea, partieron hoy rumbo a Uzbekistán y su destino final es Alemania, señaló la cartera encabezada por Felipe Solá. Los dos estaban varados en Kabul después de que cancelaran su vuelo a Estambul.

Ayer había salido de Afganistán Andrés Arévalo, quien se desempeña como piloto y pertenece a una ONG. En un trabajo conjunto con la Cancillería de Brasil, lograron trasladar al argentino y su familia brasileña también rumbo a Uzbekistán. También había logrado partir Gilberto Velazquez Franco, quien trabaja para la ONU y partió en un avión de esa organización que fue buscar funcionarios para trasladarlos a Kazajstán.

La Argentina tiene su representación diplomática en la zona en Paquistán, a cargo del embajador Leopoldo Sahores.