Talento. En la pista de hockey de la "U", miles de pequeñas se divirtieron jugando al deporte que las apasiona. Lógicamente que también el talento quedó a la vista, aunque el fin que persigue este tradicional torneo es la diversión, algo que a veces en la competencia queda de lado.

 

Es un clásico cada año para esta fecha. Es, para quienes nutren las divisiones inferiores de los clubes de hockey sobre césped de San Juan, el encuentro más esperado cada temporada. Es el "Patolandia", el campeonato que organiza Universidad y que ayer celebró su 25ta edición con poco más de 1.000 jugadores y jugadores de los clubes locales y también algunos que llegaron desde la vecina provincia de Mendoza.

El torneo, que se inició allá por 1993 y se disputó ininterrumpidamente durante todos estos años, busca reunir a las promesas del hockey en una jornada donde el único fin es divertirse mediante el deporte que los apasiona. Fue en este torneo donde se inició Agustín Bugallo, el barrealino que hoy brilla junto a Los Leones y que se prepara para el Mundial de la especialidad. Bugallo junto a Walter Conna, ayudante de campo en Las Leonas, estuvieron abriendo el Patolandia el viernes por la tarde, compartiendo sus vivencias con las pequeñas.

Lo cierto es que ayer en El Palomar se vivió una jornada a pura diversión, bailaron con una banda local mientras compartían el almuerzo. Después el juego continuó y sobre la tarde hubo entrega de distinciones para darle el mejor cierre al torneo de hockey más esperado por los chicos.

Para todos. El "Patolandia" contó con la participación de mil personas, entre chicos y chicas, de toda la provincia.
Compartir. Una de las postales que dejó el encuentro fue ver a distintos equipos juntos, haciendo nuevas amistades.