Lo mejor: el resultado. Es que estar 2-0 abajo como local en el primer tiempo, voltea a cualquiera y Peñarol tuvo resto anímico para remontarlo. Lo peor: el funcionamiento. Es que este mismo Peñarol nunca pudo poner el partido bajo sus condiciones, nunca se consolidó en su propuesta y terminó sin respuestas futbolísticas para sostener sus necesidades. Esas son las dos caras del Bohemio que alcanzó a salvar un punto en Chimbas con un empate 2-2 ante Argentino de Monte Maíz en un partido raro, incómodo. Nunca lo pudo resolver del todo el equipo de Bove. Ni cuando comenzó, ni cuando estaba abajo por dos goles, ni cuando logró remontarlo. Le costó demasiado poder sacarse de encima esa desesperación de la serie negativa que arrastraba y eso lo condenó a ir de atrás en un partido que necesitaba ganar. El orden, la concentración y la calma de Argentino le complicaron la tarde porque con la calidad de Sánchez, el manejo de Laureiro y la entrega de todos, el "Rayita" cordobés sacó ventaja pronto con Olmos primero y con el propio Sánchez después. Un doble mazazo que puso a Peñarol casi nocaut pero en los últimos 5 minutos de ese primer tiempo, apareció lo mejor de la jornada en Peñarol que fue su personalidad y con Tarasco primero y luego, con un golazo colectivo de Peralta, llegó al empate cuando parecía que estaba para la amargura total.

La esperanza de levantar, de hacer el partido para ganar de una buena vez, se fue diluyendo con el paso del complemento. Peñarol siguió sin tener ese sustento futbolístico como para torcer la historia del partido y se expuso feo. Leo Corti fue clave para sostener el empate pero el presente de Peñarol quería algo más. Lo intentó desde la rebeldía, con cambios pero sin volumen futbolístico como para cantar victoria. Es que el precio de una crisis de identidad terminó siendo muy alto para un Peñarol que quiso más de lo que realmente pudo y con eso, su presente sigue más que complejo.

25 días sin ganar

Los números nunca mienten y en el presente de Sportivo Peñarol ya son 25 días los que sumó sin poder ganar. Su último y hasta ahora único triunfo fue el 17 de abril pasado cuando derrotó por 1-0 a Estudiantes de San Luis en Chimbas. Desde ahí, vinieron las caídas en serie contra Olimpo, Independiente Chivilcoy y Sol de Mayo.

Bolívar dio el batacazo con Olimpo

Con esta octava fecha en marcha y con Sportivo Desamparados libre, la nota del día la dio Ciudad Bolívar que de local venció por 2-0 a Olimpo de Bahía Blanca que venía marcando el paso de todos en la Zona Sur. Brian Duarte y Nahuel Yeri marcaron los goles de Bolívar. En otro de los partidos que complicó el presente de los equipos de San Juan, Sansinena de General Cerri venció por 2-0 a Independiente de Chivilcoy con goles de Carlos Giménez y Matías Recalde. En San Luis, Juventud Unida Universitario y Liniers de Bahía Blanca terminaron empatados sin goles, mientras que al cierre de esta edición jugaban Villa Mitre-Estudiantes de San Luis, Ferro de General Pico-Círculo Deportivo Nicanor Otamendi y Cipolletti-Camioneros.

En la fecha 9 del Federal A, Desamparados será visitante de Camioneros tras su fecha libre mientras que Peñarol visitará el domingo a Círculo Deportivo en Nicanor Otamendi.