Todo revuelto quedó en la casa de la patinadora Fernanda Illanes. Los delincuentes los asaltaron a punta de pistola. Les robaron $4.000 y aparatos.

 

"Mientras mi mamá sostenía la puerta del baño, yo y mi hermanito llorábamos abrazados en la ducha. No caíamos en lo que estaba pasando. Sentía los gritos de mi papá y de mi hermano, fue todo desesperante. Los minutos no pasaban más". Lo dijo ayer Fernanda Illanes (16 años, 4 veces campeona argentina de patín carrera, subcampeona en el último torneo nacional) tras el dramático asalto que sufrió junto a su familia en la noche del lunes en su casa del barrio Santa Bárbara de Mogna II, en Pocito.

El calvario empezó sobre las 20.45, cuando los Illanes acababan de llegar del torneo que disputó la joven en Santa Fe. La familia veía videos de esa competencia cuando seis delincuentes, que llegaron en tres motos, los sorprendieron a punta de arma. "Patearon la puerta y al primero que agarraron fue a mi hijo mayor", dijo Américo Illanes (42), retirado de la Policía. El joven fue tumbado al piso y, con el arma en la cabeza, sintió que le gatillaron. Después fue el turno del padre. "Yo quise tomar a uno por la espalda pero saltó otro, me gatilló dos veces y no me quedó otra que arrojarme al piso", comentó el hombre.

"Nos hicieron mierd... Quedamos mal de la cabeza. Es todo muy duro"
AMÉRICO ILLANES   Víctima

Pero ese tiempo que tardaron los malhechores en reducirlos sirvió para que Fernanda, su madre y su hermanito de 9 años pudieran correr al baño y encerrarse con llave. "Casi diez minutos pasamos ahí adentro y parecían una eternidad. Uno de los ladrones intentó abrir la puerta, pero no pudo y no insistió mucho. Teníamos mucho miedo", sostuvo la joven multicampeona.

Los delincuentes revisaron todos los rincones de la casa y se llevaron 4.000 pesos en efectivo, tres celulares (incluido un iPhone), ropa, una tablet, un anillo de oro y documentación, dijeron los Illanes. Luego escaparon en las motos.

"En todo momento nos pedían la plata, querían dinero. Y nosotros no somos gente de plata. Nos hicieron mierd... Te jode la cabeza. Fernanda durmió toda la noche abrazada a su madre y no paraba de llorar. Es todo muy duro", dijo Américo Illanes.

Los investigadores policiales trabajan para tratar de dar con los asaltantes.