En la Policía de San Juan califican a los dos hechos como aislados, aunque sienten que no deben pasar desapercibidos. El jefe de la Fuerza de seguridad, Luis Martínez, catalogó como una situación lamentable y apuntó a profundizar la capacitación que se brinda a los policías, desde que ingresa como estudiante en la Escuela de Seguridad de la Universidad Católica de Cuyo. Y el director de este área, Carlos Fleury, indicó que una vez que concluya el receso invernal, deberá tratarse el tema en las aulas, mediante charlas y talleres, entre otras acciones.

"Esta situación amerita profundizar lo que se viene haciendo desde el inicio de esta gestión, en la capacitación que se le brinda al funcionario policial", priorizó Martínez al realizar una primera lectura de los dos siniestros viales, con absoluto protagonismo de policías.

Fleury indicó que en este momento transcurre el receso invernal en las carreras de la Escuela de Seguridad y que luego de las mesas de exámenes de la última semana de este mes, el tema será abordado en las aulas. "Si bien son acciones privadas, que competen a quienes ocasionaron los desastres, como uno de los actores en la formación de la Policía de San Juan no tengo que dejar de ver esto como un llamado a la reflexión en la labor que estamos ejerciendo. Nuestra responsabilidad es mostrar a nuestros alumnos que estos acontecimientos no pueden suceder nunca más. Concientizarlos que es muy particular la profesión que han elegido, porque deben ser agentes u oficiales las veinticuatro horas del día, porten o no un arma, vistan o no un uniforme".

El directivo indicó que para la concientización de los alumnos se realizarán distintas acciones y anticipó que talleres y debates referidos al tema se desarrollarán en las aulas durante el próximo semestre.

Martínez reconoció que ayer "por supuesto han sido momentos difíciles desde lo institucional, también sin dejar de lado que son tres vidas que se pierden, con las connotaciones familiares que eso conlleva. Dar contención y todo lo que amerite la investigación tanto del aspecto judicial como administrativo, la Policía de San Juan se puso a disposición de ambas autoridades. Que el juez y el área de la Subsecretaría de Control e Inspección de Gestión tengan todos los elementos necesarios del caso y resolver en consecuencia".

Fleury añadió que "a grandes rasgos, falta compromiso y madurez en las nuevas generaciones. Estamos fallando en el sistema educativo, desde el Nivel Inicial. Hay que revisar todos los niveles de Educación".

 

Protagonistas

 

LUIS MARTÍNEZ - Jefe de Policía

Desde lo institucional, hay que concientizar valores de conducta. Acorde a la legislación en vigencia, el funcionario policial es un auxiliar de la Justicia y es su deber primordial evitar la transgresión de las leyes.

 

CARLOS FLEURY - Dir. Escuela de Seguridad

"Estos hechos en concreto nos hace un llamado a la reflexión de los actores que contribuimos a la formación de la Policía de San Juan. Que los alumnos entiendan que la conducta debe ser policial todo el tiempo".