Sólo horas después de inaugurar  la Comisaría 35 , en el denominado barrio de las mil casas,  los efectivos detuvieron a dos menores que habían robado varios elementos de una obra en construcción.

 

Todo sucedió ayer por la tarde en un domicilio en calle San Miguel, entre 5 y 6, en Pocito.

 

Los delincuentes se movilizaban en moto y acopiaban los elementos robados en un carro de construcción casera que dejaron abandonada cuando fueron abordados por la policía.

 

Según manifestaron fuentes policiales, los jóvenes de 17 y 15 años habían retirado  una hormigonera,  un equipo de música y  dos palas. 

 

Cuando la policía los interceptó  en  la  manzana 32  del Barrio Valle Grande,  uno se escapó corriendo y el otro en moto. Cuadras después fueron detenidos y dejados a disposición de la Justicia de Menores.