Imagen de archivo.

Los cuatro miembros de una familia santaluceña se despertaron en medio de las llamas que comenzaban a tomar su hogar. Si bien lograron salir del lugar, perdieron todo. A su vez, el padre de familia y su hija mayor debieron ser trasladados al hospital, aunque están fuera de peligro.

Según informaron desde el cuartel de Bomberos Municipales del departamento, que trabajó en el lugar junto a Bomberos de la Policía, recibieron al llamado de auxilio a las 5,10 por el incendio que se registró en el interior del barrio Eduardo Bustelo.

Como la construcción era un módulo habitacional de durlock, ardió rápidamente. En su interior estaban la madre de la familia, de apellido Amarfil, su marido y sus dos hijos, de alrededor de 8 y 10 años.

En la desesperación por salir, el hombre sufrió un corte en el cuero cabelludo, por lo que debió ser trasladado al centro de salud. Mientras que, la hija mayor aspiró humo, lo que también demandó que la asistieran.

Como consecuencia del siniestro, la familia perdió su casa, los muebles, electrodomésticos y hasta su ropa. A primera hora de la mañana, peritos trabajaban en el lugar para determinar qué ocasionó el inicio del fuego.