Tras la abrupta suba del dólar, a partir de este sábado las petroleras empezaron a aplicar aumentos en los precios de las naftas y el gasoil. Es el caso de YPF, que ya tenía acordados los incrementos con el Gobierno; y Shell, que realizó reajustes por cambios en la carga impositiva.

 

La suba de precios se debe en una parte por el impuesto a la transferencia de los combustibles (ITC), cuya tasa dispone el ministerio de Hacienda. La otra es por el componente de biocombustibles. Ese importe lo decide el Poder Ejecutivo y también se incrementará un 1% desde mañana.

 

El listado de los valores anteriores y los actuales:

 

YPF

 

* Nafta Súper: pasó de costar $33,48 a valer $34,32

 

* Infinia Nafta: pasó de $40,28 a costar $41,15

 

* Diésel 500: valía $28,88 y ahora cuesta $29,37

 

* Infinia Diésel: pasó de valer $35,45 a costar $35,97

 

Shell

 

* Nafta Súper: pasó de valer $33,39 a costar $37,49

 

* V-Power Nafta: pasó de valer $40,39 a costar $43,99

 

* Diésel: valía $29,59 y ahora cuesta $32,84

 

* V-Power Diésel: costaba $35,49 y ahora vale $38,49

 

Los incrementos en los precios sucedieron luego de la escalada del dólar que superó los $40 para la venta. Sin embargo, para las petroleras queda pendiente una corrección mayor, vinculada a la devaluación del peso frente al dólar.