La sequía histórica que vive la provincia y el conflicto que ha desatado entre regantes y productores la poca disponibilidad de agua que habrá para la campaña agrícola generó ayer una importante reunión en Casa de Gobierno a las 18 horas: el uso de pozos privados para nutrir los canales, y mayor infraestructura para el Departamento de Hidráulica son algunos de los temas que analizaron los presidentes de juntas de riego y de cámaras productivas con el Gobierno provincial. La nota distintiva fue que el gobernador Sergio Uñac tomó cartas en el asunto, tal como había prometido a los productores en la celebración del Día del Agua, y durante casi 40 minutos estuvo escuchando en Casa de Gobierno algunas de las propuestas del sector. Pidió colaboración y consensuar planes a corto y mediano plazo para afrontar la peor crisis hídrica en 112 años. Así se metió de lleno en el conflicto por el agua y aplacó un poco los ánimos. El gobernador se retiró, pero el grupo siguió debatiendo hasta entrada la noche, junto a los ministros de Producción, Andrés Díaz Cano, y de Obras, Julio Ortiz Andino. También participaron el secretario del Agua, Juan Carlos Caparrós, el director de Hidráulica, Oscar Coria y el presidente del EPRE, Oscar Trad. Quedaron en seguir reuniéndose. La reunión comenzó con una presentación del titular de Hidráulica que repasó el mal pronóstico hídrico por la ausencia de nevadas en la cordillera, y las medidas que está realizando la repartición para afrontar la sequía. Detalló que se espera contar esta temporada con más de 100 pozos estatales en diversos puntos de la provincia. Pero los productores y regantes consideran que la cantidad de pozos oficiales no alcanzarán para salvar la campaña agrícola, así que la mayoría de propuestas giraron sobre el uso de pozos privados para volcar agua a los canales de riego, con ayuda estatal para afrontar los costos de la energía. Bruno Perin, presidente de la Junta de Riego de Pocito, dijo que a corto plazo, la solución sería poner en marcha los pozos privados y que el Estado se haga cargo del costo de la energía para poder sacar la cosecha presente adelante. También pidió que la Secretaría del Agua se convierta en ministerio para poder canalizar mayores fondos y que se prohíba a los camiones de los municipios cargar agua de los canales de riego, sino que la saquen de pozos municipales. Un tema recurrente también fue actuar mas rápido frente a los robos de agua, y mayor control de los bañistas en canales de riego. "El ministro Ortiz Andino dijo que al renovarse la ley de Emergencia Hídrica se iban a incorporar los pozos privados al sistema", aseguró Perín. Participaron muchas entidades productivas: estuvieron los referentes de la Cámara Vitivinícola, la Asociación y la Federación de Viñateros, la Asociación de Chacareros, la Cámara Vitícola, Aprosem, Sepec, Unión Industrial y las cámaras de Comercio Exterior y de Frutas Frescas. La mayoría de ellas entregaron un petitorio consensuado de propuestas para mitigar la crisis hídrica que fueron discutidas en el encuentro. Por ejemplo, se pidió respetar el cronograma de cortas y coeficientes de entrega de agua acordado entre el Departamento de Hidráulica con las juntas de riegos departamentales y utilizar las reservas de agua de los diques Punta Negra y Ullum para riego, priorizando siempre el volumen de agua para el consumo humano. También solicitaron generar algún instrumento legal para obtener fondos extra para la realización de obras de infraestructura y así evitar pérdidas de agua desde el dique hasta las fincas, ya sea en compartos, compuertas, derivadores y canales. También insistieron entre otros temas en utilizar los pozos privados y que el caudal obtenido se aporte a los canales reemplazo o contribuyendo con el agua de regadío superficial.

Pronóstico hídrico

450  son los Hm3 que estimó Hidráulica que traerá el río San Juan en el periodo que va de octubre 2021 a septiembre 2022. Es el volumen más bajo en 112 años.