Un chico de 13 años salvó su vida prácticamente de milagro tras caer al canal en Ruta 40 y Costa Canal, en Albardón.

 

El hecho se produjo alrededor de las 5 y el joven, del cual no trascendió la identidad, recorrió unos 800 metros mientras era arrastrado por la corriente. En el recorrido, se tomó primero de una caña, pero se rompió y su carrera comenzó nuevamente.

 

En ese momento, la Policía lo vio y comenzó a seguirlo. El chico vio entonces una manguera y se tomó de ella. Allí, los efectivos lograron atraparlo y lo ayudaron a salir.

 

El joven fue trasladado de inmediato al Hospital de Albardón, donde llegó consciente. Durante la mañana permanecía en observación e iban a suministrarle antibióticos antes de darle el alta.