LA BANDA. Jésica Estela Alvarez (32)

 

Su primo Miguel Angel Alvarez (27) y su hermano Aldo Agustín (31). La fiscalía pidió que los condenaran a 6 años y 9 meses de cárcel. El juez los condenó a 6 años. 




Los hermanos confesaron. Pero su primo no y ahora su defensa podrá pedir la revisión del fallo

 

El juez José Atenágoras Vega (Sala II, Cámara penal) entendió que las grabaciones de cuatro cámaras del local asaltado, que los sospechosos fueran reconocidos por testigos, el secuestro de la ropa que usaron y de algunas de las cosas sustraídas, fueron pruebas suficientes para dar por acreditado que un joven, su hermana y un primo, se unieron en una banda y, con un arma usada de manera impropia (para golpear a sus dos víctimas), cometieron un violento asalto en un taller mecánico de Capital sobre las 14,30 del 30 de mayo de 2015. Y a los tres les aplicó su primer castigo: 6 años de cárcel.


El juez también ordenó que la mujer de uno de los condenados sea investigada por mentir al decir que el día del atraco su pareja almorzó con ella y no estuvo en el lugar del hecho: el taller ‘Full Autos’ en 9 de Julio al 1123 Oeste, en Capital. De ese local se llevaron unos $7.000, cinco celulares, una tablet, una mochila, un casco y otras cosas del dueño del local y uno de sus empleados.


La decisión del magistrado significó una adhesión a los argumentos y a la calificación legal del delito que planteó la fiscal Leticia Ferrón de Rago, aunque la titular de la acusación pidió una pena levemente mayor: 6 años y 9 meses de prisión.


Los argumentos de la fiscalía habían sido compartidos también por los abogados Gustavo de la Fuente y Jorge Aguiar, defensores de los hermanos Jésica Estela (32) y Aldo Agustín Alvarez (31), quienes habían confesado su participación en el asalto y pedían el mínimo de la pena.


En sus últimas palabras en el juicio, ambos dijeron estar arrepentidos.


Muy distinta fue la posición de la letrada Adriana Cabrera de Pandiella, quien había cuestionado el alegato fiscal y solicitó la absolución de su cliente, Miguel Angel Alvarez (27) primo de los otros acusados. El joven aseguró que no fue parte de la banda y su pareja, Vanesa Natalia Cortez, apoyó sus dichos, pero ahora esta joven será investigada por falso testimonio.