Todavía no entienden qué pasó. Porque el matrimonio venía muy tranquilo y alegre de un cumpleaños de 15 años, pero en cuestión de segundos terminó con su auto en el fondo de un canal en San Martín y con sus dos niñas casi ahogadas.

No fue una tragedia gracias a la intervención de un vecino que auxilió a la familia
Esto pasó ayer a las 5.30 sobre la calle Sarmiento, al Este de Nacional. En el auto Fiat Uno viajaban Fernando Barboza (30), su mujer Melina Ruiz (28) y sus dos hijas, Pi (6) y Francesca (11 meses), quien volvían de una fiesta de 15 años en Alto de Sierra.

‘No veníamos fuerte. Lo único que recuerdo es que escuchamos como una rayada y vi que el auto se iba contra un árbol. Mi marido maniobró para no chocarlo, pero el auto hizo un zigzagueo, volcó y se fue al canal.

Cuando vi que caímos, agarré fuerte a mi bebé que la traía en brazos’, relató Melina. El coche quedó de costado dentro de ese cauce de 2 metros de ancho, por 1 de profundidad. Un vecino se paró a ayudarlos y sacó a las niñas y a la mujer, mientras que el conductor salió por sus propios medios. Todos sufrieron golpes, pero estaban fuera de peligro.

 

Choque en la 141

 


Un utilitario Fiat Qubo derrapó en la ruta 141 y chocó contra un guardarrail, entre Control Forestal y el paraje Guayamas, Caucete. Esto pasó ayer a la mañana y los ocupantes salieron ilesos, dijo la Policía.