El último domingo personal de Aduana en conjunto con Gendarmería Nacional lograron incautar productos de contrabando en el paso internacional de Horcones. En total, se detectó gran cantidad mercaderías rubro electrónica, secuestrando celulares que eran transportados interior vehículo chileno. Como consecuencia del operativo quedaron demorados dos ciudadanos del país trasandino.

 

 

Según los datos que difundió Gendarmería, el cargamento encontrado incluía 173 celulares de diferente marcas y modelos de alta tecnología.  Por disposición de la Fiscalía Federal los implicados quedaron detenidos y se secuestró el vehículo en el que se trasladaban.