Las inversiones en sector pasero no cesan, como en la empresa Industrias Meló e hijos SA

 

El 2018 arrancó con los secaderos esperando la uva para desecar al sol y la misma no se hizo esperar. Albardón, Ullum y la localidad pocitana de Carpintería han sido los primeros solares en la provincia de San Juan en comenzar con la cosecha de los racimos para pasas. La próxima semana comienza a sumarse el resto del oasis.


En San Juan hay censadas unas 12 mil hectáreas de parrales entre uva de mesa y pasas, con las que anualmente se elaboran los 33 a 35 millones de kilogramos de uva desecada aproximadamente. Esta superficie va en aumento en primer lugar de la mano de las mismas empresas exportadoras y en segundo, por un número importante de productores de uva para consumo en fresco que, por diferentes motivos competitivos, han visto cerrar las empresas comercializadoras de uva de mesa en los últimos 5 años y paulatinamente van reforzando secaderos y exportadoras.


Otro factor en aumento es la superficie de viñedos destinados al sistema de secado en parral, difundido en la provincia desde poco más de un quinquenio con su nombre en inglés, por haber sido inventado en California: DOV -Dryon vine-.


Conforme se conoció en el último "Seminario Técnico sobre Pasas de Uva", realizado por el INTA, junto a los Centros Vitícolas y otras instituciones; "Con el sistema DVO (secado en planta) el ahorro producido por el sistema es del 62 al 67 %, ya que se evita traslado a secadero y mano de obra en tendido, volteo, levantado, según datos de la Cámara de Comercio Exterior".


En el 2015, la exportación de pasas significó unos U$S 46,6 millones FOB -Free OnBoard- de ingresos de divisas al vender en el exterior 29 millones de kilogramos. Las pasas de uvas bajaron un -6.3 % en valores FOB (U$D) y bajaron un -2.4% en volumen, lo que indica una baja de los precios internacionales de este producto durante el año 2016.


El año pasado, el volumen se redujo entre un 35 a 40% por las heladas tardías y para el presente se espera una cosecha normal, con buena sanidad y calidad de racimos, haciendo llegar el volumen a los 33 o 35 millones de kilogramos.


Muchos paseros consultados hicieron mención a la versión de que la quita de aranceles en EEUU, así como la existencia de menor cantidad de vino a nivel global, el jugo concentrado de uva está recuperando esta industria; y con ello los precios de las uvas. Pero, EEUU sigue con su política restrictiva para el mosto argentino aún.

 

La cosecha mecánica de uva secadas en parral va en aumento, aunque a partir del mes de marzo.


Desde el parral

Para Guillermo Meló de Industrias Meló e hijos SA, "esta es una temporada normal dónde habrá por lo menos un 20% más de uva para pasa. El año pasado las heladas tardías del 2016 se llevaron casi el 40% de los racimos".


"De precio no se habla nada y es que muchos productores manifiestan que el mosto estaría más atractivo que otros años", indicó Meló.


Para Jorge Turcato de CavaBianca SRL también "viene más uva en una temporada normal. Tal vez con un poco más de uva, por los nuevos parrales que entran en producción nuevos parrales".


"Hay menos pasas en el mundo. EEUU, redujo un 7% sus parrales por la seca y nosotros llegamos sin stock", indicó finalmente Turcato.


EN NÚMEROS

17 fueron los U$S promedios pagados por la caja de 10 kilogramos de pasa de uva en San Juan.

 

"Los precios dependen de como tracciones Brasil en un mercado internacional con menos pasa."
Jorge Turcato -CavaBianca SRL
 

 

"Estamos cosechando la variedad Fiesta. Luego seguiremos con Flame y 351. En mecánica solo Fiesta".
Guillermo Meló  Industrias Meló e hijos SA