Las mujeres que se animaron a calzarse los guantes, la rompieron. Sí, rompieron reglas sociales, decidieron hacer deporte en una disciplina que parecía exclusiva de varones, y sobre todo, apostaron por lo que querían sin miramientos. La mayoría de ellas eligió lo que denominan "boxeo recreativo". ¿Esto que significa?. Que a diferencia del boxeo competitivo no "se matan en el ring". La idea es aprender la técnica del box, pegarle a una bolsa y si "guantean" -como le llaman en la jerga-, será con reglas claras y sin maltrato. Esta tendencia ya es un boom en la provincia porque muchas señoras y señoritas que van desde los 13 a más de 50 años-, eligieron esta disciplina para verse mejor, para estar en forma, pero por sobre todas las cosas para dejar atrás el estrés. 


En San Juan hay varios lugares donde se puede entrenar, pero es el Club Landini -pionero en esta actividad- al igual que Mario Cabello -propietario de El Club del Boxeo-, donde entrenan gran cantidad mujeres que decidieron hacer del ring su lugar de diversión y entrenamiento.


Sin duda que la evolución de este deporte que parecía ser exclusivo de los varones tiene sus fundamentos, entre los que figuran muchas famosas que lucen bellos cuerpos gracias a esta actividad, incluso a la popularidad ganada en su momento por Sergio "Maravilla Martínez. 

 

 


También la presencia de campeonas como las sanjuaninas Leonela Yúdica y Cecilia Román, aportaron a su difusión.


"El interés por el boxeo surgió tras la pelea de Maravilla Martínez con César Chávez Junior, tanto en varones como en chicas. Ahí empezó un gran crecimiento, sobre todo se notó en las mujeres que se animaron a romper con el mito de que era sólo para hombres. Así es como el boxeo recreativo empezó a imponerse. Esta actividad tiene rutinas físicas y técnicas, es muy completo aunque no tiene las exigencias del competitivo. A esto se suma que aprenden defensa personal y se puede practicar en diferentes edades. Yo tengo alumnas desde 13 hasta 55 años", cuenta Mario Cabello reconocida boxeador y ahora entrenador en su propio gimnasio de calle Matías Zavalla, al que asiste un promedio de 35 mujeres distribuidas en diferentes turnos.


Esteban Reyes, un joven de 29 años, es el actual entrenador del Landini, junto a Gabriel Méndez, luego de que José Rojas se dedicara con exclusividad a las mujeres que hacen competitivo. De hecho allí entrenó Leonela Yúdica, Cecilia Román, sin contar campeonas amateur como Luciana Alcota, Ludmila Quintero, Patricia Villafañe, entre otras.


Tal es el semillero del Landini, que hay mujeres que durante años hicieron boxeo recreativo y hoy cumplen funciones en la comisión directiva. Tal es el caso de Natalia Prior -Secretaria del Club-, y Claudia Sarmiento - pro tesorera-.


Actualmente hay alrededor de 20 mujeres en promedio que asisten durante el año para ponerse los guantes, aunque la clase es mucho más que eso. "El entrenamiento dura una hora y media, con un tiempo de calentamiento, circuitos o lo que toque trabajar ese día y, como corresponde, un final con buena elongación. Es un deporte muy completo porque se trabajan todos los músculos, y sobre todo abdominales y cintura que tanto le interesa a las chicas. Da resistencia, potencia, mejora el aparato cardiorespiratorio, y ayuda al desarrollo cognitivo", explica Esteban.


Thalia, Nicole Neuman, Ivana Nadal, entre otras famosas que boxean, son algunas de las que difundieron las bondades de este deporte que parecía una moda, pero que decidió quedarse por los beneficios que brinda.


"Creo que todo eso aportó para que las mujeres decidieran volcarse al boxeo, pero hubo otro factor fundamental y es que han ganado espacio en todos los niveles, sobre todo en los deportes llamados masculinos porque son mucho más capaces y constantes. Durante mucho tiempo el boxeo no fue bien visto, sin embargo nació siendo un deporte de elite, pero ahora ha cambiado todo, y las mujeres no tienen falsos prejuicios. Es hermoso verlas practicando estos deportes", dice José Rojas entrenador del Landini y férreo defensor del boxeo femenino.


Sin dudas. éste ya es un territorio bien ganado. 


Testimonios

 

Mario Cabello y algunas de las deportistas que decidieron practicar boxeo recreativo.

 

 

Natalia Zalazar (39)

Por salud

 

"Empecé a hacer boxeo hace tres meses y me encantó. Antes pensaba que era poco femenino, y fui al club gracias a que un médico me recomendó que haga algún deporte, y sugirió que fuera boxeo por un problema que tengo de cervicales. Así llegué al Landini. La verdad es que me despertó mucha curiosidad porque si bien yo hacía funcional, me di cuenta que boxeo era más integral. Es dinámico, trabajas a nivel aeróbico, de potencia y resistencia y nos divertimos mucho", indica Natalia Zalazar, empleada de Clínica CEAC, madre de tres hijos.

 

Valentina Tamayo (18)

Pura pasión


"Sufría muchas migrañas y el neurólogo me recomendó hacer boxeo. Primero fui a ver y me encantó. Así ya llevo tres años en el Club Landini. Lo que no me llama la atención es hacer boxeo competitivo ni llegar a ser profesional, sí me gustaría ser profesora de recreativo. Esto me ha cambiado la vida, y me gusta ser constante porque el estado físico se pierde rápidamente", indica Valentina Tamayo, quien ha terminado la escuela secundaria y comenzará a estudiar profesorado de Psicología.

 

Parte del equipo del Club Landini. Las chicas junto a Esteban Reyes, su entrenador.

 


Yanela Guarneri (16)

 Para estar bien


"Comencé con boxeo recreativo en el Landini a los 14. Fui con una amiga que dejó al mes y yo seguí porque la verdad es que no me gustan los deportes de equipo y este, además, te permite mantener el peso y mejorar mucho la figura. A eso se sumó que acá los chicos son muy amigables, respetuosos y como si fuera poco te liberas de todo el estrés. En mi casa primero no lo vieron bien porque tenían muchos prejuicios y mis hermanas hacen danza, pero ahora mi mamá me acompaña y le gusta lo que hago", cuenta Yanela Guarneri, quien pasó al último año del secundario en el Colegio Luján.

 


Sandra Robledo (41)

Muy completo


"En realidad empecé con funcional pero a la par miraba como entrenaban boxeo recreativo las chicas y decidí empezar. Me entusiasme mucho, pero al tiempo lo sacaron porque no habían alumnas, así es que averiguando llegué al gimnasio de Mario Cabello. No sólo bajé 10 kilos sino que a la par nos divertimos muchos y se arman lindos grupos. Descubrí una actividad maravillosa y muy completa", relata Sandra Robledo, mamá de tres hijos, estudiante de abogacía y empleada en el Poder Judicial.

 


 Fátima Oviedo (35)

Amor al deporte


"Soy muy deportista, practico varios deportes, pero me entusiasme mucho con body combat, de ahí pasé al Mocoroa para hacer boxeo y finalmente llegué para entrenar con Mario Cabello. Incluso ya hice una pelea amateur en la que perdí por puntos, pero retomé con boxeo recreativo para ponerme en forma. Mi intención es llegar al competitivo y para eso hay que entrenar mucho. Lo elegí porque es muy completo, se trabajan todos los músculos en cadena y los cambios a nivel físico son muy notables. Además la disciplina en estos es fundamental", indica Fátima Oviedo, mamá de dos nenas y diseñadora de ropa deportiva.

 

 

Los beneficios


 

* Tonifica el cuerpo: el entrenamiento de boxeo incrementa la masa muscular y por ende es más que un ejercicio cardiorrespiratorio. Permite concentrar energía en esas zonas que suelen ser difíciles para las mujeres, como los brazos, los abdominales y las piernas. Se trabajan todos los grupos musculares.


* Pérdida de peso: se queman un montón de calorías en cada entrenamiento. 



* Sirve de terapia contra el estrés: después de todo un día de trabajo o incluso antes de empezarlo nada mejor que descargarse contra la bolsa. 



* Trabaja brazos, piernas y afina la cintura.

 


* Diversión: todas las mujeres que probaron una clase de boxeo la pasan super bien y recomiendan este ejercicio que va más allá de seguir la clásica rutina de ejercicios en los gimnasios convencionales.



* Autodefensa: Saber algunos movimientos y golpes certeros puede ayudar ante un posible ataque.


Datos

 

Direcciones


El club del Box: Matías Zavalla 357 Norte 


Club Landini: San Luis casi Patricias Sanjuaninas 


Ambos clubes cuentan con diferentes turnos de entrenamiento