"Comenzamos a ver la materialización de este sueño, trabajando en el proceso licitatorio, en el suministro de energía y conectividad, en los caminos y en la integración a través de los consulados", dijo el gobernador Sergio Uñac días atrás durante la reunión del Comité de Integración de Agua Negra, que además coincidió con la reunión de gobernadores argentinos con intendentes chilenos. Encuentros que se llevaron a cabo en el país vecino. 


El próximo 8 de febrero se lanzará la licitación para la participación de los consorcios de empresas interesados en intervenir de la obra, que dará inicio en el año 2018 y se ejecutará, según se prevé, en el plazo de nueve años. 


En este encuentro binacional se dio a conocer anuncios y acuerdos. Las autoridades de Coquimbo mostraron su aprobación a la noticia de que el BID ya aprobó más de 40 millones de dólares que se destinarán para la realización de todos los estudios complementarios para desarrollar el Túnel de Agua Negra. Los chilenos se comprometieron además a llevar a cabo estudios de caminos alternativos a la ruta que une San Juan con la Serena. Lo que se buscará en un futuro es diferenciar el paso de vehículos de carga con el del turismo. 


También se anunció que comenzarán a trabajar en los proyectos para ver cómo se efectivizar la instalación de la fibra óptica para interconexión dentro del túnel. A esto se sumará que mejorarán el complejo fronterizo para dar mejores servicios a los turistas, tanto argentinos como chilenos. 


Se anunció además el proyecto Andes, que es la implementación del laboratorio subterráneo para micropartículas, para lo cual ya se trabaja en conseguir los recursos para financiar los estudios preliminares. 


Es tan positivo el panorama del túnel que luego de esta reunión, el presidente Mauricio Macri estuvo reunido con su par chilena Michelle Bachelet en la Quinta de Olivos para tratar diversos temas bilaterales. En la reunión fue una cuestión prioritaria la publicación de las bases de licitación para el túnel de Agua Negra, que unirá Coquimbo con San Juan, una de las razones por las que asistió a la cumbre el gobernador sanjuanino Sergio Uñac. 


Se estima que el túnel comience a ser construido en 2018. Así quedará atrás el acceso de ripio consolidado que está abierto algunos meses al año por cuestiones climáticas. Es que la existencia del túnel permitirá transitar durante todo el año, no sólo para beneficio de los turistas. Además servirá para un intercambio comercial uniendo Porto Allegre de Brasil con el Puerto de Coquimbo en Chile, pasando por el centro de Argentina y siendo la pieza fundamental el túnel por San Juan. 


A principios de diciembre, el ministro de Planificación e Infraestructura de la provincia, Julio Ortíz Andino, brindó detalles sobre la construcción del túneles en una reunión realizada en el Centro Argentino de Ingenieros, en Buenos Aires. En esa oportunidad, Ortiz Andino detalló que la construcción del túnel que conectará San Juan y con Coquimbo en Chile generará 5 mil empleos y significará una inversión de U$S 1.500 millones. 


El túnel será vial y permitirá un ahorro de tres horas de tiempo en el transporte de carga y de personas. Estará abierto todo el año a pesar de las inclemencias climáticas de la zona cordillerana en época invernal. 
  
 

Un sueño. En la actualidad, el Paso de Agua Negra se cierra en invierno y cada vez que hay un temporal. Algo que no sucederá cuando esté listo el túnel.  <

/figcaption>