El Tribunal Oral Federal de San Juan (TOF) inspeccionó hoy cinco lugares que operaron como centros clandestinos de detención, en el marco del segundo megajuicio por delitos de lesa humanidad cometidos en la provincia durante la última dictadura.

 

El proceso de la causa ‘contra Martel, Osvaldo Benito y otros s/delitos de lesa humanidad‘ y sus acumuladas, que comenzó el 13 de marzo de 2017 y está próximo a terminar, juzga a 21 imputados por crímenes cometidos contra 205 víctimas. Integran el TOF de San Juan en este debate los jueces Sergio Paduczak (presidente), Ángel Gabriel Nardiello y Guillermo Friele.

 

Las inspecciones oculares abarcaron la Central de Policía, la ex sede de la Legislatura provincial e instalaciones del Servicio Penitenciario sanjuanino, lugares que víctimas y otros testigos identificaron como ex centros clandestinos de detención y torturas.

 

También fueron inspeccionadas la sede del Regimiento 22 de Infantería de Montaña (RIM 22) y el Camping de oficiales y suboficiales del Ejército conocido como ‘La Marquesita‘,  señalado por víctimas como el sitio donde se realizaron las más crueles sesiones de tortura.