Expectativa. Miles de personas se apostaron por calle Santa Fe, en la puerta de la Caja de Acción Social, donde se realizaron los sorteos de las viviendas.  <

/figcaption>

 

Bastaron dos semanas para cumplir el sueño de 3.000 sanjuaninos de tener su propia casa. Fue tras realizarse un megasorteo del IPV entre septiembre y octubre del año pasado. Este año, los beneficiados ya comenzaron a habitar sus viviendas. 


Al bolillero ingresaron los que se inscribieron en el IPV hasta julio de 2015. El sistema le dio mayores chances a los grupos familiares que llevaban más tiempo esperando. Se trató de un sorteo récord ya que el anterior se había realizado en 2009, pero era por 2.771 casas.  


Para organizar el sorteo el Gobierno armó tres zonas que fueron a los bolilleros en días distintos. En la primera tanda entró Rawson y Pocito, en la segunda, Santa Lucía y Chimbas y en la tercera, Capital y Rivadavia. 


La primera zona tenía 18 barrios y el padrón era de unos 21 mil aspirantes. Mientras que en la zona dos también se sorteó la misma cantidad de complejos habitacionales. A la tercera le correspondió 11 barrios. 


Para definir a los ganadores, el IPV dispuso cupones por antigüedad y características de inscriptos. El 40% fue para los que se anotaron hasta el 2005. Mientras que el 25% fue para los que ingresaron entre 2006 y 2011 y el 15% para los más recientes. A esto se sumó que el 10% fue para familias en las que había un discapacitado, un 9% para la fuerza de seguridad local y el 1% para los excombatientes de Malvinas. 


El sorteo se hizo en la Caja de Acción Social a donde se convoco una multitud cada vez que se llevaba a cabo un sorteo. 


La esperanza que fue una realidad una vez que aparecieron los listados con los beneficiados, comenzó a materializarse este año. A principios de diciembre entregaron las primeras casas del megasorteo. Fue en Rawson, los barrios Conjunto 8 y Conjunto 10 y 212 familias comenzaron una nueva etapa. 


A fines de diciembre les tocó el turno a los beneficiados de Pocito, con una entrega de 44 viviendas en el barrio Conjunto 1, a los de Chimbas, con 72 casas en el Conjunto 7 y a Rawson donde entregaron 44 viviendas.