Pasaron 10 años exactos y ninguna candidata chimbera se alzó con el reinado o virreinado del Sol. Estuvieron cerca, sí; pero no llegaron a quedar entre las dos elegidas para ese lugar. Para Abril Oyola el 17 no fue mala suerte. Este 2017 la coronó como Reina Nacional del Sol. La morocha de 26 años supo ganarse con su sonrisa y carisma el visto bueno de la gente, primero, y luego el del jurado, determinante para ganar la elección. Obtuvo 30 votos. La chimbera arrasó en las votaciones web y por mensajes de texto.

 

 

La Virreina Nacional del Sol elegida por el jurado fue Carolina Oro, de Pocito, con 18 votos. Se alzó con la segunda mayor cantidad de votos. Este departamento ya ha tenido soberanas. Carolina tiene 20 años, estudia la carrera de Contador Pública y mide 1,70 metros.

 

 

Reina y Virreina, de Chimbas y Pocito

 

 

La nueva Reina es una odontóloga de 1,62 metros tuvo un gran apoyo de sus fanáticos y del municipio para posicionar su nombre e imagen. Lo demás –que es mucho-, todo mérito de la chimbera. Ya su vida no será lo mismo y cada vez que pise el Hospital Marcial Quiroga para cumplir con sus tareas dirán “mirá, allá va la Reina”.

 

 

Abril dejó en una entrevista con DIARIO DE CUYO una frase que dice mucho de lo que piensa y su compromiso: “se siente muy mal que Chimbas esté estigmatizado. Todos los departamentos tienen inseguridad y Chimbas, al igual que toda la provincia, tiene mucha gente trabajadora y que tiene buen corazón. Es muy feo lo que se dice de mi departamento y la gente”.