La Dirección de Niñez y Adolescencia de la provincia resolvió que el nene de dos años que una mujer fue a Tribunales el jueves pasado a entregar quede en manos de un hermano de la madre y que deje de estar en un hogar del Estado.

Según comentó a DIARIO DE CUYO el titular del área, Marcelo Bartolomé, primero evaluaron la posibilidad que vuelva a la casa de la madre donde viven otros tíos del menor y su abuela, pero en el estudio de campo de los profesionales dejaron de lado esa opción.

Así las cosas, el camino para revincular familiarmente al chico será a través de un tío materno (no hay rastros del padre y su familia) que junto a su esposa -no tienen hijos- quedaran a cargo de la manutención de su sobrino.

¿La madre lo podrá seguir viendo? "Claro que sí, no hay nada que lo restrinja. Luego se verá como evoluciona todo, pero la mujer podrá seguir viendo a su hijos", aclaró Bartolomé.